Opinión y análisis de Bolsa

Llega temporada de resultados de 3T con expectativas mixtas: ¿Qué esperar?

 

  • La temporada de resultados del tercer trimestre de 2023 arranca mañana con los grandes bancos estadounidenses a la cabeza

  • A pesar del sombrío telón de fondo, las perspectivas de beneficios del S&P 500 para el 3er trimestre no son tan malas como se esperaba

  • Esta temporada de resultados se presenta mixta, con algunos ganadores sectoriales

Aunque algunas empresas ya han presentado resultados, se puede afirmar que la temporada de resultados del 3T 2023 no empezará hasta mañana, encabezada por los principales bancos estadounidenses. En un contexto de incertidumbre económica, tasas de interés elevados, confianza del consumidor moderada y tensiones geopolíticas derivadas del conflicto entre Israel y Hamás, a los inversionistas no les vendrían mal buenas noticias.

Sin embargo, las expectativas empresariales de cara a la temporada muestran un telón de fondo más mixto para las empresas del S&P 500.

En resumen, se espera que el tercer trimestre registre una caída interanual de los beneficios del 0.3%, lo que supondría el cuarto trimestre consecutivo de descenso. Cabe señalar que este descenso previsto para el tercer trimestre es el menor de esta serie de cuatro trimestres, lo que hace esperar que el tercer trimestre de 2023 represente el punto más bajo de la caída de los beneficios.

En cuanto a las expectativas de beneficios empresariales, los datos de FactSet (NYSE:FDS) muestran que 118 empresas del S&P 500 han emitido previsiones para el tercer trimestre de 2023, de las que el 64% son bajistas y el 36% optimistas.

Aun así, las perspectivas generales para el tercer trimestre parecen algo menos negativas en comparación con los últimos trimestres, ya que el número de empresas que emiten previsiones de beneficios pesimistas se alinea con la media de 10 años.

Además, entre las veinte empresas del S&P 500 que ya han presentado sus resultados del tercer trimestre, 17 han sorprendido al alza, y 14 de ellas también han registrado una sorpresa positiva en sus ingresos.

Desde un punto de vista sectorial, se prevé que ocho de los once sectores logren un crecimiento interanual de los beneficios, con los sectores de servicios de comunicaciones y consumo discrecional a la cabeza. Por el contrario, se espera que los sectores de energía, materiales y sanidad experimenten descensos interanuales.

Profundicemos para discernir qué sectores están preparados para obtener mejores resultados y en cuáles los inversionistas deberían evitar invertir antes de los resultados.

Previsiones sectoriales: Los mayores ganadores y perdedores en términos de expectativas de beneficios por acción

Con más detalle, observamos que el sector de consumo discrecional (NYSE:XLY) registró el mayor aumento de las ganancias estimadas, un 8.5% hasta 42,300 millones de dólares, lo que representa una tasa de crecimiento interanual de las ganancias del 22.0%. Amazon (NASDAQ:AMZN), entre otros, contribuyó significativamente a este aumento.

El sector energético (NYSE:XLE) registró un aumento del 5.7% en las estimaciones de beneficios, mientras que los analistas preveían un descenso interanual del -37.7%. Marathon Petroleum (NYSE:MPC) y Valero Energy (NYSE:VLO) fueron las que más contribuyeron.

En el sector de la tecnología de la información (NYSE:XLK), las previsiones de beneficios aumentaron un 4.2%, para una tasa de crecimiento interanual de los beneficios del 4.6%. Las empresas que más subieron fueron NVIDIA (NASDAQ:NVDA) e Intel (NASDAQ:INTC).

Mientras tanto, para el sector de servicios de comunicación (NYSE:XLC), las estimaciones de BPA aumentaron un 4.1%, con Meta Platforms (NASDAQ:META) y Alphabet (NASDAQ:GOOGL) como contribuyentes significativos, para una tasa estimada de crecimiento anual de los beneficios del 31.5% para el tercer trimestre.

El sector de materiales (NYSE:XLB) experimentó un descenso de las previsiones de BPA en los últimos meses que ha sido significativo, alcanzando el -12.9%, lo que se traduciría en un descenso interanual de los beneficios del -22.4%. Dow (NYSE:DOW) es el principal contribuyente a este descenso.

El sector industrial (NYSE:XLI) también registró fuertes revisiones a la baja de las previsiones de beneficios, con un -8.7% de los beneficios estimados, lo que se traduce en una tasa de crecimiento interanual de los beneficios del 3.5%. A este respecto, Boeing (NYSE:BA) es, a priori, la principal culpable.

Por último, el sector sanitario (NYSE:XLV) registró una caída del -4.4% en los beneficios estimados, lo que se traduce en un descenso interanual del -11.9%. Moderna (BMV:MRNA) (NASDAQ:MRNA) y Pfizer (NYSE:PFE), entre otras, contribuyeron a esta caída de las previsiones de beneficios.
Conclusión

Las empresas estadounidenses se disponen a presentar sus resultados en un contexto lleno de incertidumbre, en el que la preocupación por la recesión, los indicios de un cambio de política de la Reserva Federal y el aumento de las tensiones geopolíticas dibujan un panorama complejo. Esto prepara el terreno para resultados potencialmente variados, con sectores que muestran diferencias significativas de rendimiento.

A medida que los inversores vayan trazando su rumbo en las próximas semanas, tendrán que actuar con cautela, analizando meticulosamente los resultados para descifrar si les espera un final de año espléndido o si los nubarrones aún no se han disipado.

¿Qué hay detrás de las grandes inversiones de los millonarios de Wall Street? ¡Descúbrelo GRATIS en este webinar!

Webinar gratuito

***

Descargo de responsabilidad:

Fuente

Похожие статьи

Добавить комментарий

Ваш адрес email не будет опубликован. Обязательные поля помечены *

4 × 2 =

Кнопка «Наверх»